Reflexiones

4 Consejos para elegir buenos amigos

Los amigos juegan un papel muy importante en nuestras vidas, tus amigos pueden ser de gran ayuda o arruinarte dependiendo de cómo sean ellos. Aquí hay algunas reglas básicas que debes considerar antes de elegir a una persona como tu amiga.

Recuerda que puedes ser amable con toda la gente, pero no todos pueden ser amigos tuyos.

Toma en cuenta lo siguiente a la hora de elegir a tus amigos.

Comparten los mismos valores positivos contigo

Los valores son muy importantes cuando se trata de elegir a tus amigos. Aprende a asociarte con personas que comparten los mismos valores positivos que tú  practiques, esto te ayudará a reducir los conflictos en esa amistad.

La selección de personas que comparten los mismos valores contigo sólo puede ser posible si tienes claro cuáles son tus valores personales. Así comienza contigo, para tener claridad sobre sus valores.

Siempre te dicen la verdad

Mantente cerca de las personas que no tienen miedo a decir la verdad sobre ti, a veces la verdad puede doler, pero es mejor que se diga. Las personas que dicen la verdad son más sinceras y quieren lo mejor para ti.

Lee también:  El poder de pedir perdón

La adulación es dulce, pero también es muy engañosa. Si vas a llegar lejos en la vida, tienes que rodearte de gente que sea muy veraz.

Te apoyan en tiempos difíciles

Los verdaderos amigos estarán siempre contigo en los buenos y malos momentos. Habría días en que las cosas no salen según lo planeado, y en esos momento necesitarás de alguien que pueda consolarte.

Los buenos amigos están cerca en todo momento, no están en los momentos buenos y en los malos se fugan.

Siempre creen en ti

Selecciona la gente que cree en ti, personas que constantemente te ayudan a construir la fe en ti mismo. Selecciona los amigos que conocen tus fallas y te dan ánimos para amplificar tus buenas cualidades.

A veces todo lo que necesita es el apoyo de un amigo cercano, alguien que te daría razones por las que puedes lograr grandes cosas, alguien que te empuje a intentarlo una vez más. Acércate a esas personas.

Lee también:  Cómo huir de las relaciones destructivas

Siempre recuerda, puedes ser una persona amable, sin hacer necesariamente a todos ellos tus amigos. Sé bueno con la gente tanto como te sea posible, sin embargo, sólo acércate a la gente que tiene las características que se han descrito anteriormente.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía